Ultimátum a los bancos por las cláusulas suelo

La actual legislación sobre las cláusulas suelo en España parece tener las horas contadas. Sobre todo tras el reciente informe de los abogados de la Comisión Europea que insta al Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) a aplicar la retroactividad sobre todo el importe abonado por los afectados antes de la sentencia del Tribunal Supremo de mayo de 2013.

Para contextualizar, el Supremo declaró nulas las cláusulas suelo abusivas en los préstamos hipotecarios en una sentencia histórica en mayo de 2013. Posteriormente, el 25 de marzo de 2015, el Alto Tribunal emitió una nueva sentencia que aplicaba la devolución de las cuantías abonadas por los afectados por estas condiciones abusivas solo a partir de 2013, coincidiendo con la fecha del Supremo.

Sin embargo, bufetes de abogados e incluso los propios jueces han puesto en seria duda la doctrina establecida por el Supremo y han ido más allá. Muchas sentencias de las audiencias provinciales llevan condenando a los bancos a devolver todo el dinero a los afectados. Aunque por ahora, los bancos han recurrido al Tribunal Supremo, que ya se ha pronunciado al respecto.

A la par, muchos magistrados se han dirigido al Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) para consultarle sobre la legalidad de las condiciones de las leyes españolas en materia de concesión de préstamos, donde se incluyen las hipotecas y las condiciones de los créditos ligados a las mismas. En la mayoría de pronunciamientos, el TJUE ha dado la razón a los consumidores.

Pero ahora, por primera vez, un organismo europeo va más allá y sostiene que los afectados deben recuperar todo lo que abonaron por la aplicación de la cláusula suelo si ésta es declarada nula en juicio.

“Declarar la nulidad de algo significa, llanamente, que no ha existido desde su generación o creación, y lo que no existe ha de producir la restitución o devolución de todo aquello que se produjo durante su vigencia, conforme a lo establecido en nuestro Código Civil de 1.889 y en las distintas Leyes de carácter nacional y europeo, como la Directiva 93/13”, afirman Carmen Giménez, abogado titular de g&g abogados.

Mientras, la banca está moviendo ficha y ha llegado a un acuerdo con el Ministerio de Economía para eliminar todas las cláusulas suelo de las hipotecas, pero sin que a los hipotecados se les diera los importes abonados con anterioridad a su eliminación en 2013.

Fuentes del sector financiero afirman que el coste de pagar la retroactividad de las sentencias contra las cláusulas suelo podría alcanzar más de 20.000 millones de euros. Caixabank y Bankia ya anunciaron que iban a eliminar estas condiciones en sus créditos, con un coste cercano a los 265 millones de euros entre los dos; en cambio, entidades como Popular aún las mantienen vigentes.

Este dictamen no es vinculante y sólo es una opinión de los servicios jurídicos de la Comisión. Pero es una opinión muy cualificada y fundada en las directivas de la Unión, que son normas vinculantes para los diferentes Estados”, afirma Eduardo Triviño, director general de Triviño Abogados. Por tanto, habrá que esperar a que la justicia europea se pronuncie para saber si se puede sentar jurisprudencia.


¿Cuánto le está costando a los hipotecados?


Según los cálculos de la Asociación de Usuarios de Banca (Adicae), las cláusulas suelo han supuesto un perjuicio para los afectados de entre 2.150 y 4.277 euros al año, en función del préstamos concedido. Pese a que la cláusula suelo se firmó desde el comienzo de la hipoteca, hasta que no se produjo la caída de los tipos de interés no comenzó a aplicarse el suelo (en 2009), que impide al hipotecado beneficiarse de la misma y pagar una cuota mensual más reducida. Para Adicae, el coste pagado de más de una familia podría alcanzar los 25.000 euros.

El informe de la Comisión es el primer paso para que el TJUE se pronuncie a favor o en contra de la retroactividad de las sentencias contra las cláusulas suelo. “Tenemos que sean unas cifras infladas, tan grandes que pueden poner en peligro la sostenibilidad del sistema financiero. Puede que no se llegue a exigir su cobro por miedo a quebrar el sector”, afirman desde Adicae.


¿Y para los usuarios que están firmando acuerdos con los bancos?


La Asociación de Usuarios de Banca ha denunciado que las entidades están ofreciendo propuestas abusivas a los clientes que tratan de negociar con la entidad en vez de acudir a los tribunales.

“Las entidades están ofreciendo a los usuarios reducir la cláusula suelo a cambio nuevas condiciones y, sobre todo, firmar una declaración sobre su perfecto conocimiento acerca de las consecuencias y riesgos que tiene esta comisión”, afirman desde Adicae.

Entre las condiciones se encuentran, por ejemplo, reducir la cláusula suelo o eliminarla temporalmente durante unos años. También proponen quitar la cláusula a cambio de un aumento del diferencial del préstamo o la obligación de contratar productos adicionales como seguros de vida o de protección de pagos.

Ahora, por tanto, solo queda esperar a conocer la sentencia del TJUE sobre este dictamen -no vinculante- presentado por los abogados de la Comisión Europea. Sea cual sea su decisión, deberá ser acatada por todos los miembros de la UE

Fuente: Idealista News. 30 Octubre 2015

0 comentarios

Escribe tu comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Agradecemos tu participación.

Deja un comentario